Allanan dos hoteles con depósitos de mercadería ilegal en Constitución

Comparte esta publicación:

Compartir |



Publicado: 26/01/2018
<< ANTERIOR    SIGUIENTE  >>

Esta mañana, la Fiscalía de la Ciudad allanó y clausuró dos hoteles en las inmediaciones de la estación por funcionar como depósitos de mercadería de dudosa procedencia. Los establecimientos, donde vivían senegaleses, no estaban habilitados para funcionar.


La fiscal Celsa Ramírez -titular de la Fiscalía Penal, Contravencional y de Faltas N 35-, comenzó a investigar la actividad en la zona en octubre del año pasado a raíz de denuncias de vecinos. Estos habían señalado que había hoteles que eran usados en forma clandestina como depósitos de las mercaderías que venden los manteros en los alrededores de la estación Constitución, fundamentalmente sobre la avenida Brasil, entre Salta y Hornos.

En forma conjunta con la División Contravenciones y Faltas de la Policía de la Ciudad, hicieron observaciones en la zona. Y descubrieron que, después de terminar su día de venta, los manteros -la mayoría de nacionalidad senegalesa- se retiraban y se dirigían con bolsos, mochilas y bolsas cargadas con mercadería a dos hoteles. Uno de ellos ubicado en Pedro Echague al 1200 y el otro, en esa misma calle al 1500.

La fiscal Ramírez solicitó el allanamiento simultáneo de los dos hoteles y el procedimiento fue autorizado por el juez Rodolfo Ariza Clericci, a cargo del Juzgado Penal, Contravencional y de Faltas N° 1 de la Ciudad. La medida fue concretada esta mañana. Secuestraron alrededor de mil bultos con mercadería, incluyendo ropa, zapatillas, carteras, bijouterie, calzado, medias y anteojos. Como resultado se procedió a la clausura de ambos hoteles.

En el hotel de Pedro Echagüe al 1200, se encontraron con donde los senegaleses convivían con numerosas cajas de distintos productos y mercadería tirada en el piso. Además, hay cables colgando y hasta desagües que pasan por dentro de las habitaciones.

Mientras, el hotel de Pedro Echagüe al 1500 ya había sido clausurado, pero seguía operando violando la medida. También se encuentra en malas condiciones edilicias. En este caso, los senegaleses ocupaban cuatro apartamentos, hacinados entre la mercadería.

En el operativo, llevado adelante por la Policía de la Ciudad, también participó personal de la Agencia Gubernamental de Control, del Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño y de la Dirección Nacional de Migraciones.

"La investigación avanza para continuar desbaratando las organizaciones delictivas que se aprovechan de las personas más vulnerables, que son explotadas y obligadas a vivir en condiciones precarias", afirmó la fiscal Ramírez, que hace poco también fue quien ordenó el operativo que desalojó a los manteros de Liniers.

Fuente Clarin